Consejos

Cómo facilitar que tus hijos adopten un modelo de juego híbrido

Emma McGowan 16 jun 2022

Limitar el tiempo de pantalla siempre es una batalla, pero vale la pena, especialmente en verano.

A medida que los niños son liberados de la escuela para el verano y algunas de las restricciones más estrictas de Covid comienzan a levantarse, los padres fatigados por la pandemia están listos para sacar a sus hijos de casa . Pero podría ser aún más complicado de lo habitual este verano, ya que los niños que se han acostumbrado a pasar más tiempo frente a la pantalla (sitio en inglés) se oponen a los padres que quieren arrancar sus preciados dispositivos de sus manos.

Para los padres, la batalla por el iPad o el teléfono a veces puede parecer demasiado. Pero, afortunadamente, hay una batalla similar con la que muchos padres pueden relacionarse: la insistencia del jefe de que los trabajadores regresen a la oficina después de más de dos años trabajando desde casa. El jefe quiere que todos regresen, pero a los trabajadores no les interesan los largos viajes al trabajo y la pérdida de tiempo en la oficina. Entonces, ¿cuál es la solución?

Un compromiso al que se inclinan algunas empresas ahora es un modelo de "trabajo híbrido" (sitio en inglés), que permite a los trabajadores pasar parte de la semana trabajando desde casa y parte de la semana en la oficina. Del mismo modo, se puede implementar un modelo de "juego híbrido" para ayudar a tus hijos a alejarse de los días de alta tecnología de la pandemia y regresar al mundo "real". Aquí te decimos cómo hacerlo.

Establecer reglas claras y consecuencias 

Es probable que las reglas de tiempo de pantalla de tu hogar se hayan relajado o incluso colapsado durante el apogeo de la pandemia. ¡Y eso está totalmente bien! Literalmente, todos estábamos tratando de sobrevivir en circunstancias completamente nuevas, por lo que valió la pena pasar un poco (o mucho) más tiempo en el teléfono inteligente para no volvernos locos mientras tus hijos estaban en casa. 

Pero ahora que hay más oportunidades para salir de casa, es hora de volver a implementar esas reglas y consecuencias claras. Si bien cada hogar tendrá sus propias reglas, puedes sentarte con tus hijos y conversar sobre cómo las cosas están cambiando nuevamente y cuál planea ser la norma en el futuro. Manténte abierto a sus comentarios e inquietudes, tal como esperarías que tu jefe estuviera abierto a tus comentarios cuando te resistas a regresar a la oficina.

Sigue esas reglas tú mismo

Los niños no fueron los únicos que pasaron más tiempo frente a la pantalla durante la pandemia; es probable que tú mismo sientas un poco de fatiga frente a la pantalla. Establece algunas reglas de tiempo de pantalla para los adultos también e implementa consecuencias cuando no se sigan. Esto no solo modela el uso responsable de los dispositivos para tus hijos, sino que también les muestra que están juntos en esto, como familia. 

Sé consistente

Eres padre, así que ya sabes esto: la consistencia es la clave. Una vez que hayas implementado las reglas, es tu trabajo asegurarte de que se apliquen de manera consistente. De lo contrario, estás rompiendo la confianza de tus hijos, entonces, ¿por qué deberían escucharte?

Implementar tiempos o lugares libres de tecnología

Tal vez tu familia tenga una regla de "no usar dispositivos en la mesa". O tal vez hay ciertos momentos del día o días de la semana en los que la tecnología no está permitida. O tal vez, a medida que avanzan hacia un modelo de juego híbrido, la tecnología no está permitida cuando los niños juegan afuera. 

La creación de entornos sin tecnología ayuda a tus hijos a ser creativos con la forma en que se divertirán. Cuantas más actividades divertidas realicen sin sus dispositivos, más abiertos estarán a reducir su tiempo frente a la pantalla. 

Sé proactivo en la organización de actividades al aire libre 

Estos últimos dos años o más se han sentido largos , ¿verdad? ¡Ahora imagina cuánto tiempo se siente para alguien que dos años es un porcentaje significativo de toda su vida! Es posible que tus hijos ni siquiera recuerden las cosas divertidas que solían hacer al aire libre, o que hayan dejado esas actividades por completo. Así que ayúdalos siendo proactivo al sugerir actividades y establecer un tiempo específico para jugar al aire libre cada semana. 

Implementar días de “trampa”

Todo el mundo necesita un día de trampa de vez en cuando; un día en que las reglas están fuera de la mesa. Trabaja en "días de trampa" cuando tus hijos puedan tener tiempo de pantalla ilimitado en tu modelo de juego híbrido. Tal vez sean los días de lluvia o una vez al mes o lo que mejor funcione para todos. Piensa en ello como una pequeña recompensa por ser tan increíble todos los demás días.

El tiempo frente a la pantalla siempre es una batalla, pero vale la pena, especialmente en verano. ¡Usa el método de juego híbrido para ayudar a que sea un poco más fácil y que tu hijo vuelva a salir al sol!